Consejos últiles

Mahatma Gandhi

El Gran Alma Mahatma

Conforme estudio las vidas de grandes seres humanos, siempre encuentro que están presentes cuatro valores: visión, disciplina, pasión, y conciencia.

Fíjate como se manifestaron a través de la vida del extraordinario ser humano, Mahatma Gandhi, y la importancia de la coherencia como piedra angular.

Mahatma tuvo una visión de una India, dónde los seres humanos podían vivir en paz. Veía a los hindús y los musulmanes viviendo lado a lado, con respeto y dignidad.

Ejerció la disciplina de convertir su visión en realidad, enseñando que se podía cambiar al mundo a través de la resistencia civil pacífica y el ayuno. A veces ayunó por más de un mes como acto de protesta. Decía: no hay causa que justifique matar por ella; pero hay algunas por las cuales  vale la pena morir.

Generó tanto amor hacia él, que el hecho de dejar de comer, movía los corazones incluso de sus enemigos, que desistían de sus acciones, para evitar que ellos fueran la causa de que él muriera de inanición.

Su pasión arrasaba. Nunca tuvo un cargo de elección popular y sin embargo, fue la persona más influyente para la liberación de la India del dominio Ingles.

Y su conciencia generó congruencia. Y este es el punto fundamental de la grandeza.
Para ilustrar el fundamento de que la grandeza está basada en estos cuatro principios, tomemos el ejemplo de Adolf Hitler, y pasémoslo por el mismo tamiz.

Visión. Muchísima. Profesaba un tercer Reich de duraría mil años.

Disciplina. Sin duda. Construyó uno de las maquinarias bélicas más poderosas que se han conocido.

Pasión. Absolutamente. Miren nada más sus discursos que cautivaban a lágrimas a las masas.

Pero donde todo se perdió fue en la conciencia.  El odio y el asesinato no forman parte de nuestra esencia como seres humanos.

Gandhi decía, “cuando desespero, recuerdo que a través de toda la historia, el camino del amor y la verdad siempre han prevalecido. Han habido tiranos y asesinos que durante algún tiempo parecían invencibles, pero al final siempre caen – pienso en eso, al final siempre caen”.

Una hermosa anécdota, es que el verdadero nombre de Mahatma Gandhi fue Mohandas Karamchand Gandhi: Mahatma viene del sanscrito y significa “gran alma” y fue el nombre que le dieron sus seguidores.
Al final, Gandhi es asesinado por un fanático integrista hindú, el 30 de enero de 1948 a la edad de 78 años.

Pero el mundo celebra su vida. El 15 de junio del 2007, Las Naciones Unidas declaró su cumpleaños, el 2 de Octubre, como el día mundial de la “No Violencia”.

Para concluir, me gustaría compartir contigo algunas de sus reflexiones suyas que remueven la conciencia:

  • Si quieres cambiar al mundo, cámbiate a ti mismo.
  • Los grilletes de oro son mucho peores que los del hierro.
  • No hay camino para la paz, la paz es el camino.
  • Ganamos justicia más rápidamente si hacemos justicia a la parte contraria.
  • La violencia es el miedo a los ideales de los demás.
  • Si quieres convencer a un enemigo, preséntale los mejores rasgos de su carácter; nunca sus defectos.
  • No hay camino para la verdad, la verdad es el camino.
  • Perdonar es el valor de los valientes. Solamente aquel que es bastante fuerte para perdonar una ofensa, sabe amar.
  • El que retiene algo que no necesita es igual a un ladrón.
  • El nacimiento y la muerte no son dos estados distintos, sino dos aspectos del mismo estado.

Te invito a reflexionar sobre los principios del éxito y el hecho que requiere de visión, disciplina, pasión y conciencia.

Piensa en cada cosa que haces. Pregúntate si cumples con estos cuartos principios. Si lo haces, tú vida florecerá. Y recuerda que el principio de la conciencia es la piedra angular sobre la cual descansan todo lo demás.