, , , , , , , , ,

Plataformas. ¿Acabarán con tu negocio?

Hoy quiero hablar del negocio del siglo: las plataformas electrónicas que están poniendo de cabeza al comercio, los servicios y la comunicación.

¿Qué es una plataforma electrónica? Es un nuevo modelo de negocio que usa los recursos de terceros para añadir valor y crecer. Hay muchos ejemplos: Facebook, Mercadolibre y Uber, son plataformas electrónicas, al igual que Amazon, Google, y Nest.

En el modelo tradicional el empresario tenía que poner los recursos, como productos, transporte y publicidad. Mientras que en el nuevo mundo de las plataformas el empresario simplemente pone la interfaz y el usuario pone los recursos. Sin duda es un modelo que genera una competencia desigual. Y es por eso que es tan disruptivo.

Hablemos de Facebook. Gracias a sus 1,650 millones de usuarios, hoy es la empresa que crea más contenido en el mundo. Sólo que a diferencia de una televisora, que para crear contenido tiene que invertir en construir foros, contratar guionistas y pagarle a actores, Facebook simplemente tiene que poner la plataforma y la misma comunidad se encarga de crear, difundir y consumir el contenido.

Pero no termina ahí. Las plataformas también está transformando el mundo del marketing. De acuerdo al consorcio de agencias de publicidad Interpublic, en 2017 la inversión publicitaria a través de las plataformas electrónicas va a superar la inversión en televisión.

A diferencia de la televisora que le ofrece al anunciante ratings y estadísticas de audiencias para ayudarle a escoger el mejor programa para poner su anuncio, Facebook, gracias a que es una plataforma electrónica, conoce los usos, hábitos y preferencias de sus 1,650 millones de usuarios y le ofrece al anunciante poner su mensaje única y exclusivamente en las páginas de las personas que cumplen con todos los criterios. Wow.

Otro aspecto importante de las plataformas es que se han convertido en intermediarios entre los participantes transparentando la calidad, capacidad y honradez de los compradores y vendedores. Esto ha dado pie a “la economía de la reputación” que es la base de plataformas como TripAdvisor, OpenTable y Freelancer donde las calificaciones determinan con que empresa o profesionista vas a querer hacer negocio.

Finalmente, las plataformas electrónicas han generado otro fenómeno que es probablemente el más disruptivo. Se conoce como “la economía compartida”.

Las plataformas te permiten compartir fácilmente el acceso a todo tipo de activos, como casas, autos y maquinaria que antes estaban limitados exclusivamente al uso del dueño. Desde el punto de vista social es maravilloso porque aumenta la oferta y permite al propietario ganar dinero de todos sus bienes. Sin embargo desde el punto de vista del comercio establecido es una pesadilla porque ahora los clientes se convierten en competidores y baja la demanda para comprar artículos nuevos.

En conclusión…

Las plataformas electrónicas han llegado para quedarse. Y agárrense bien porque es sólo el principio. Ahí viene la plataforma de plataforma: la nube y con ella el Internet de las cosas impulsado por la computación cognitiva y las impresoras en 3D.

Por lo tanto si eres un emprendedor te invito a aprovecha esta nueva oportunidad para construir una plataforma electrónica, que es un gran negocio de rápido crecimiento. Y si eres un negocio establecido te invito a determinar cómo puedes competirte a ti mismo integrando a tu modelo de negocio una plataforma ganadora.

Bueno con eso concluyo mi comentario, y como siempre me despido de ti recordándote que tú eres grande y que la vida exige tu grandeza.

Escucha aquí la transmisión en Radio Red el 8 de Junio 2016.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *